El Alma Argentina

¬Ľ Noticias

15/01/2012 - Actualidad

Falleció Yuco Fernández, un gran ídolo tucumano

Considerado por muchos como el mejor jugador tucumano de la historia. Con la Selección logró la medalla de plata en los Panamericanos de 1955, y jugó el Mundial de 1959 en Chile. Se desempeñaba como ayuda base, pero también llegó de cuatro y de pivote. Nota de Víctor Lupo.

En la √ļltima jugada del hist√≥rico partido ganado por 54-53 a los norteamericanos, en los Juegos Panamericanos de 1955 en M√©xico cuando a Roberto Viau le cometieron foul, se apoy√≥ en una cortina m√≠a¬Ē me cont√≥ orgulloso, mi amigo el ¬ďYuco¬Ē Felipe Fern√°ndez, tomando un caf√© en el bar de la calle Santa Fe y 25 de Mayo, en el a√Īo 2000, cuando a√ļn ni pensaba escribir este libro. Y para aseverar esta opini√≥n le pidi√≥ al mozo un diario mexicano de la √©poca en donde destacaba la actuaci√≥n en equipo argentino de este ¬ďjoven¬Ē tucumano.

Felipe Fern√°ndez naci√≥ el 9 de julio de 1933 (la misma fecha que otra tucumana ilustre, Mercedes Sosa) y vivi√≥ desde chico en la calle Italia 600, justo frente a la estaci√≥n ferroviaria ¬ďMu√Īecas¬Ē, del tren que un√≠a El Bajo con la ciudad de Taf√≠ Viejo.
Nora, su √ļnica hermana, menor que √©l, (una docente reconocida) no pod√≠a pronunciar ¬ďFelipe¬Ē cuando lo llamaba y le sal√≠a ¬ďYuco¬Ē, de all√≠ le qued√≥ como apodo para siempre.

¬ďEl padre del ¬ĎYuco¬í, don Felipe Fern√°ndez, ten√≠a su librer√≠a en avenida Juan B. Justo 939 (Villa 9 de Julio), que atend√≠a junto a su esposa Nieves. Era de los libreros de aquella √©poca, que no solo vend√≠an libros sino un gran lector y que depositaba sus conocimientos en los m√°s j√≥venes.

Entre ese local y mi casa particular (Juan B. Justo 943), en la populosa barriada de Villa Nueve de Julio, estaba ubicado nuestro ¬ďsegundo hogar¬Ē: el club Redes Argentinas. All√≠ empez√≥ desde muy chico Felipe, mientras esperaba que sus padres cierren el negocio, a conocer todos los secretos de este hermoso deporte.

El ¬ďYuco¬Ē recuerda a su padre ¬ďDon Felipe¬Ē con enorme cari√Īo. ¬ďMe dio las pautas justas para no cre√©rmela. El fue -se√Īala- quien me llev√≥ a Redes Argentinas donde aprend√≠ los secretos de este deporte. Pero yo me inici√© jugando en los cadetes de Tucum√°n BB (adonde hab√≠a llegado por invitaci√≥n de compa√Īeros del colegio) y tuve un paso fugaz por el club All Boys en la segunda divisi√≥n, porque al pasar de un club a otro hab√≠a que actuar dos a√Īos en esa divisi√≥n. Recuerdo que hab√≠a m√°s gente viendo esa divisi√≥n que a la primera porque el Club nos hab√≠a llevado a Valent√≠n D√≠az y a mi, que est√°bamos ya en la selecci√≥n tucumana¬Ē.

Ten√≠a un car√°cter muy fuerte, era educado, perfeccionista y serio. Y esto es lo que lo hizo pasar de Tucum√°n BB y, estando a√ļn en las inferiores, a All Boys, donde solo jugo en la Segunda Divisi√≥n y de all√≠ a su amado Redes Argentinas.


La Gloria con Redes

Ya era consagrado como jugador internacionalmente pero le faltaba lograr un t√≠tulo con un equipo en la provincia. En 1957, es operado de los ligamentos y meniscos en su rodilla derecha, que lo deja por un tiempo fuera de las canchas. Su regreso es directamente en la selecci√≥n nacional para jugar el Sudamericano en Santiago de Chile. Y de all√≠ directamente a su segunda casa, los ¬ĎEl√©ctricos¬í de Redes Argentinas.

¬ďRedes en 1958, marchaba √ļltimo en el torneo, a tres puntos del pen√ļltimo y faltaban 8 fechas para que todo concluyera. En el receso de Carnaval aprovech√© para conversar con los m√°s j√≥venes del plantel. Habl√© duro, sobre disciplina, t√°cticas y adem√°s sobre la responsabilidad. H√©ctor ¬ďGordo¬Ē Pertot, Jos√© Bechara, Felipe Palazzo y Juan ¬ďChita¬Ē Herrera me miraban serios y entonces advert√≠ que ellos enfrentar√≠an el desaf√≠o que les propon√≠a. Se trabajo ma√Īana, tarde y noche. Al reiniciarse el torneo ganamos los ocho partidos. Despu√©s con ese plantel de j√≥venes fuimos dos a√Īos consecutivos campeones tucumanos¬Ē cuenta con orgullo este √≠dolo tucumano.

Para el Campeonato Anual de 1959 de la Asociaci√≥n Tucumana, Redes se conform√≥ un equipo de todos j√≥venes m√°s el ¬ďYuco¬Ē. Con Felipe Fern√°ndez, que a su vez hac√≠a de entrenador, el ¬ďGordo¬Ē H√©ctor Pertot, Jos√© Bechara, Felipe Palazzo y Juan ¬ďChita¬Ē Herrera como quinteto inicial, m√°s Alberto Bechara, Ceballos, G√≥mez; P√©rez y Samper, quienes llevaron a los el√©ctricos a la gloria. Hac√≠a de entrenador en el banco el profesor Andr√©s Baz√°n que era en realidad su preparador f√≠sico.

Redes Argentinas fue campeón en 1959 y 1960, jugando todos sus partidos a cancha llena. Todo el mundo, sin distinción de colores, pugnaba por una entrada (que era difícil de conseguir…) porque quería ver a ese equipo que había incorporado a su juego el jump-shot, la doble cortina y la trenza, facetas hasta ese momento desconocidas en Tucumán.

¬ďRecuerdo mis siestas tucumanas, con 40 a 45 grados de calor, alcanz√°ndole la pelota al ¬ĎYuco¬í, que a su vez le alargaba al ¬ĎGordo¬í Pertot haci√©ndole ensayar sus famosos ganchos, que luego en la Argentina lo conocieran con el apodo ¬ĎEl Gancho de Am√©rica¬í. Llegamos a contarle ¬°400 ganchos! seguidos tirando sin parar¬Ö¬Ē, cuenta Gustavo ¬ďZurdo¬Ē Tapie, que por aquellos a√Īos jugaba en infantiles de Redes.

Felipe era un ¬Ďjugador todoterreno¬í para el b√°squet local. Era inteligente con un tiro mort√≠fero. Se desempe√Īaba como ayuda base, pero por su habilidad se ama√Īaba para ser tambi√©n cuatro y, a veces, jugar de pivote. Era un marcador √ļnico y un tiempista que se daba el lujo de poner tapas a hombres mucho m√°s altos que √©l.

¬ďEn la cancha a veces me convert√≠a en un tirano. No aceptaba que mis compa√Īeros se ¬Ďfueran¬í del partido¬Ē,sol√≠a decir. Como armador o base, se hizo fuerte su visi√≥n del juego estructurado, denso. ¬ďPienso que fui un innovador -se√Īala-. Yo quer√≠a ganar siempre, antes que divertirme, eso lo hac√≠amos en los entrenamientos. Y para eso lo colectivo ten√≠a que prevalecer sobre lo individual. As√≠ logramos las haza√Īas del Redes campe√≥n¬Ē.


Su relación inestable con la selección tucumana

La relación de Fernández con la selección provincial (al revés del Tompy Díaz) fue siempre problemática por el carácter del Yuco y las desorganizaciones dirigenciales.

Ten√≠a solo 15 a√Īos cuando lo citan a integrar sus filas en 1948, para viajar al Campeonato Argentino de La Rioja, pero la rotunda negativa de sus padres para faltar al colegio por dos semanas, frustran su primera participaci√≥n. Pero ese mismo a√Īo ya viste la ¬ďceleste¬Ē tucumana en varios partidos interprovinciales. En 1955, cuando Tucum√°n logra su primer Campeonato Argentino como local, el mejor jugador de toda la historia, el ¬ďYuco Fern√°ndez¬Ē, no integr√≥ el plantel por una fuerte discusi√≥n con el t√©cnico Miguel Lazarte por cuestiones t√©cnicas.


La Selección Nacional

Después de logrado el título de campeón del mundo el 3 de noviembre 1950, a los cuatro meses, la Selección Nacional de Argentina logró la medalla de plata en los primeros Juegos Deportivos Panamericanos realizados en Buenos Aires 1951, luego alcanzó las semifinales en los Juegos Olímpicos de Helsinki 1952, logrando un cuarto puesto y en 1953 el Titulo olímpico universitario en Alemania, todo bajo la dirección técnica del profesor Jorge Hugo Canavesi.

A partir de ah√≠ se dej√≥ llevar por un ¬ďaislacionismo deportivo¬Ē, algunos dicen que por presi√≥n del gobierno peronista, otros por problemas dirigenciales, por lo que no particip√≥ en el Campeonato Sudamericano efectuado en Montevideo en 1953 (lo gan√≥ Uruguay) y en el segundo Campeonato Mundial que tuvo lugar en R√≠o de Janeiro en 1954 (campe√≥n fue Estados Unidos de Am√©rica).

Es decir que no pudimos defender el t√≠tulo. ¬ďNosotros est√°bamos preparados, ven√≠amos de ser semifinalistas ol√≠mpicos, pero¬Ö¬Ē, le cont√≥ uno de sus integrantes, el capit√°n ¬ďNegro¬Ē Gonz√°lez al periodista Osvaldo Orcasitas (ORO).

Se reapareci√≥ en la competencia internacional de marzo de 1955. Fue en los ¬ďSegundos Juegos Panamericanos¬Ē que se organizaron en M√©xico D. F. S√≥lo cinco campeones mundiales de 1950 estuvieron en ese plantel de 14 b√°squetbolistas: Oscar Furlong, Ricardo Gonz√°lez, Alberto L√≥pez, Juan Carlos Uder y Roberto Viau.

La dirección técnica estuvo a cargo de una dupla: Casimiro José González Trilla y Francisco del Río) y el recambio de jugadores registró estos nombres: Juan Barea, Horacio Colombo, Felipe Fernández (tucumano), Juan Gazsó, Genaro Lezcano, Adolfo Lubnicki, Rubén Pagliari, Edgar Parizzia y Orlando Peralta.
El ciclo internacional de Felipe Fernández, tras ese bautismo en los Panamericanos de 1955, se prolongó hasta 1959. Fue seleccionado consecutivamente para los cuatro campeonatos disputados y siempre por un entrenador distinto. Este es el detalle completo:

*1955 ¬Ė Juegos Panamericanos en M√©xico D. F. ¬Ė Con Casimiro Gonz√°lez Trilla y Francisco del R√≠o ¬Ė Medalla de plata (4 triunfos - 1 derrota con Brasil). Felipe entr√≥ en cuatro de los cinco partidos jugados. Totaliz√≥ 30 minutos en cancha y convirti√≥ 4 puntos.

*1955 ¬Ė 16¬į Campeonato Sudamericano en C√ļcuta, Colombia ¬Ė
Argentina ven√≠a de un brillante segundo lugar en los Juegos Panamericanos ¬í1955, con victoria sobre Estados Unidos incluida. Para la extraordinaria generaci√≥n de Furlong (integrante del Sal√≥n de la Fama de FIBA), Gonz√°lez y Viau ser√≠a su √ļltimo torneo, debido a una posterior e injusta suspensi√≥n aplicada por la dictadura militar argentina.
Se consiguió el Cuarto puesto (5-3). Plantel: Osvaldo Aldunate, Juan Barea, Carlos Cisneros, Horacio Colombo, Felipe Fernández, Oscar Furlong, Juan Gaszó, Ricardo González, Adolfo Lubnicki, Rubén Pagliari, Edgar Parizzia, Orlando Peralta, Carlos Vassino, Roberto Viau. Entrenador: Jorge Canavesi.

*1958 ¬Ė 17¬į Campeonato Sudamericano en Santiago de Chile (estadio Santa Laura) ¬Ė Cuarto puesto (4-3). Plantel: H√©ctor Barreneche, Enrique Borda, Herberto Fagnani, Felipe Fern√°ndez, Ren√© Jim√©nez, Rolando Giorgio, Cecilio Gonz√°lez, Genaro Lezcano, Edgar Parizzia, Juan Ruggia, Bernardo Schime, Alfredo Tulli, Carlos Vassino y Luis Villa. Entrenador: Am√©rico P√©rez.

*1959 ¬Ė Campeonato Mundial en Chile ¬ĖDT: Pedro Rafael Pasquinelli ¬Ė D√©cimo puesto (3-3).
En total, las Selecciones Nacionales que integró disputaron 26 partidos. Se lograron 16 victorias, con 10 derrotas.

En 1960 lo invitan a ir a jugar al Club Atenas de Córdoba y se va con el Zoilo Domínguez de All Boys para jugar en la reserva. Solo jugaban en primera en partidos amistosos por una reglamentación absurda. Pese a esto, los dos fueron llamados a integrar una de las mejores selecciones cordobesas por el técnico Alberto Andrizzi.

En 1963, (luego del brillante titulo argentino logrado con C√≥rdoba en Mendoza) el ¬ďYuco¬Ē es nuevamente llamado a la preselecci√≥n nacional pero renuncia porque abandona definitivamente este deporte.

Ese a√Īo se cas√≥ en C√≥rdoba con Zulma Coll (hija de un jugador y dirigente de Atenas) y al poco tiempo se traslado a vivir al Jard√≠n de la Rep√ļblica, donde abandon√≥ la pr√°ctica activa del deporte. Tuvieron tres hijos, dos de ellas mujeres Marcela y Silvina). Los dirigentes de Redes intentaron de todas las maneras, luego de su instalaci√≥n en la provincia, para que vuelva a jugar pero nunca quiso esperar nuevamente dos a√Īos jugando en segunda divisi√≥n. Pero si lo hizo en algunos partidos amistosos vistiendo la camiseta delos el√©ctricos, donde las canchas se llenaban solo para ver este fen√≥meno del b√°squet tucumano.

El ¬ďYuco¬Ē, quien se retir√≥ de la pr√°ctica deportiva a los 31 a√Īos, confiesa que en el f√ļtbol es hincha de Sportivo Guzm√°n y de Newell¬ís All Boys de Rosario, y que Oscar Furlong fue el mejor b√°squetbolista que vio en el pa√≠s. Recuerda tambi√©n cuando la selecci√≥n de Tucum√°n (integrada por J. C.Carol, A. Boassi, Ricardo Fern√°ndez, Felipe Fern√°ndez y Valent√≠n D√≠az) logr√≥ la haza√Īa de empatar, en la cancha de Redes Argentinas, 50 a 50 (no hubo suplementario) con el seleccionado argentino, que era flamante campe√≥n mundial. "Fue el d√≠a que el Yuco lo anulo a Furlong" contaban los tucumanos que colmaron la cancha y los diarios de la √©poca.

El Yuco Fern√°ndez, no era de hablar de las virtudes de otros jugadores pero ante mi insistencia, me cont√≥ que admiraba a dos jugadores extranjeros: el yankee Bob Yerley, que jugaba en el equipo de All Star y al brasile√Īo Amaury del Palmeiras. Y en nuestro pa√≠s a Furlong y el ¬ďRafa¬Ē Lledo.
Luego de su jubilaci√≥n como gerente de los Laboratorios Pfaizer, hasta hace solo tres a√Īos los tucumanos los ve√≠amos todos lo d√≠as por ¬ďsu territorio¬Ē, como √©l los llamaba a los bares de los alrededores de la plaza Urquiza, hasta que una seria enfermedad lo alej√≥ de todo por varios a√Īos hasta que su vida se apag√≥ el 13 de enero 2012.


Opiniones sobre el Yuco

Armando Bollea, primer tucumano en integrar la selecci√≥n nacional de b√°squetbol en el a√Īo 1947: Si tengo que destacar un jugador seguro esta Felipe ¬ďYuco¬Ē Fern√°ndez, ¬ďun verdadero genio, para mi el mejor en Tucum√°n de todas las √©pocas¬Ē y el del santiague√Īo Rafael ¬ďRafa¬Ē Lledo, ¬ďel mejor jugador que v√≠ en mi vida, superior a Furlong, al santafesino Calvo y al mism√≠simo Ricardo Gonz√°lez (capit√°n del campe√≥n del mundo del ¬í50).

Roberto Del Corro, integrante de la selecci√≥n tucumana de b√°squetbol campeona en 1955 y luego DT: ¬ďEl Yuco Felipe Fern√°ndez de Redes Argentinas fue el mejor jugador tucumano por lejos que yo v√≠ adentro de una cancha. Nos ense√Īo a todos lo que era este deporte¬Ē.

Dr. Felipe Palazzo, compa√Īero de en equipo campe√≥n de Redes Argentinas:
¬ďEra un jugador de gran temperamento, con un gran bagaje t√©cnico, capaz de producir genialidades dentro de la cancha. Para m√≠ fue el mejor jugador tucumano, aunque la provincia dio otros de gran calidad y que tuvieron proyecci√≥n internacional¬Ē.

Juan Daniel Cisneros, ex jugador y periodista hoy de C√≥rdoba, comentarista de las transmisiones del canal deportivo Showsport: ¬ďYo creo que esos enfrentamientos de Juniors-Atenas en C√≥rdoba se hicieron todos en reserva desgraciadamente, por aquello del reglamento que hizo el doctor Adolfo Bertoa, presidente de la Federaci√≥n, para defender al amateurismo: jugador que pasaba en C√≥rdoba de un club a otro, o que viniera de afuera, no pod√≠a jugar en Primera Divisi√≥n durante dos a√Īos.
Felipe Fern√°ndez hoy ser√≠a un uno o dos de la actualidad. Pensante, inteligente, buen pasador y con un tiro perimetral largo, que no lo hac√≠a saltando como el Tony Tozzi, sino desde posiciones estacionadas. Ten√≠a mucha calidad y era un jugador elegante, vistoso para ver, con un ritmo tirando a pausado. Muy pulcro, peinado a la gomina y de gran educaci√≥n¬Ē.

El d√≠a que ¬ďYuco¬Ē camin√≥ en el aire

Este hombre -que siente alergia por quienes se meten en la vida privada de la gente- pone la nota risue√Īa cuando cuenta una an√©cdota de un partido Redes-Estudiantes. ¬ďA m√≠ me gustaba sorprender a la defensa rival con el juego ¬Ďcortinado¬í, con ¬Ďterceros¬í, para de golpe ingresar sin marca al emboque. Una noche el refer√≠ ¬ĎPetaca¬í Del Negro me anul√≥ una conversi√≥n que yo hab√≠a hecho entrando con esa maniobra. ¬Ď¬ŅQu√© me cobr√≥?¬í, le pregunt√©. ¬ĎCamin√≥¬í, me dijo. ¬ĎPero, se√Īor, si yo hice un doble salto¬í, intent√© aclararle. ¬ĎNo importa -respondi√≥-. Entonces camin√≥ en el aire¬í ¬ď.

Victor Lupo es dirigente tucumano del Movimiento Social del Deporte, fundador de la revista Mundo Amateur, autor de los libros ¬ďHistoria Pol√≠tica del Deporte Argentino¬Ē 2004; ¬ď100 √ćdolos Porte√Īos¬Ē 2009 e ¬ď√ćdolos Tucumanos¬Ē pr√≥ximo a aparecer.

Fuente: Víctor F. Lupo

Compartir en Redes Sociales: